miércoles, 12 de junio de 2013

La tercera edad

Cuando leo Blogs, me quedo maravillada con la variedad de actividades que hacéis muchas de vosotras, admirables por otro lado. Yo no considero que haga muchas cosas interesantes, ya he comentado que estoy en un parón creativo y aventurero, pero sí que me gustaría hablar de unas personas con la que trabajo un día a la semana...Mis abuelitos, como yo les llamo, porque ellos son dignos de admirar.
Desde hace un par de años, doy clases de informática en una asociación de jubilados.
El mayor tiene 82 años, y me tiene loca!, como una persona con 82 años tiene esa vitalidad, esas ganas de seguir aprendiendo, y de verdad que hace los deberes que mando para casa! Hay veces que me dicen si realmente me compensa económicamente ir a darles clases, yo siempre les digo lo mismo, y es que compensa mucho más lo que me dán ellos, no solo porque así por lo menos un día cambio mi rutina, si no porque me resulta inspirador verles como sortean las dificultades que se pueden encontrar cuando personas que no han tocado un ordenador en su vida, se plantan frente a una pantalla y les dicen, esto es un ordenador, el aparatito de la derecha se llama ratón, pen drive, archivos, carpetas, antivirus....bueno, bueno, no sé como no se han vuelto locos!!
Pero mañana tengo clases con ellos, y estoy deseando, porque me llenan de orgullo cuando les veo como manejan sus equipos, como me dicen me descargo tal foto, o te he enviado un correo, o como mi pequeña Beatriz, que esté dando el tema que esté dando, siempre tiene una pregunta sobre algo que no tiene nada que ver, jajajajaja. ¡¡Me encanta!!! es todo dulzura e inocencia.
Los conoces el primer día, hay algunos que a los pocos días se van, porque bueno, puede que se vean incapaces de asimilar lo que significa para ellos internet, pc, etc.. hay otros que se van porque no se encuentran bien, y los que se quedan junto a mí terminamos formando una pequeña familia que queda una hora y media para descubrir el maravilloso mundo que está en internet al alcance de sus manos.
El último día les pedí permiso para hacerles una foto, no se vé muy bien, pero bueno, solo quería mostraros, dos ejemplos de superación, da igual si les sales bien o no, lo importante es que no están en sus casas, postrados en los sofás. Ellos han decidido exprimir lo mucho o poco que les quede en este mundo, hay personas que dicen la frase típica de .....qué necesidad tienen... yo les diría que tienen la necesidad de seguir aprendiendo, de seguir descubriendo un mundo que a veces va más rápido de lo que nos dá tiempo a asimilar, y tienen la ventaja de estar una hora y media con personas que aprenden igual que ellos, se equivocan igual que ellos y que disfrutan igual que ellos.
Gracias porque sois vosotros los que me enseñáis a mí!


3 comentarios:

  1. ohhhh! que chuli! me acuerdo mi abuelo Manuel, que con casi 100 años no entendía como mi hermano que estaba en República Dominicana trabajando podía contactar con nosotros a través de internet... y es que para una persona de hace más de un siglo XIX, porque nació en 1909, debía ser algo impensable...

    ResponderEliminar
  2. pues imagínate!! y reconforta mucho cuando les ves las caras de sorpresa, sobre todo cuando ven que en internet hay de todo, o cuando se enteran que su abuelo fue un cabecilla de los rojos, jajajajaja y ven fotos por internet!, estoy muy contenta por ellos!!

    ResponderEliminar
  3. Hola te he dejado una sorpresa en mi blog http://aidaerian.blogspot.com.es/2013/06/premio-otorgado-por-httpmadredelsigloxx.html
    Un saludo

    ResponderEliminar